¿Quién puede acceder al PAIMM?

Todos los médicos colegiados y en activo que sufran una enfermedad mental y/o una conducta adictiva.

 

Para empezar, marcar este número de teléfono: 93 567 88 56

Desde la Unidad de Acogida del programa, va a ser atendido confidencialmente y se le va a ofrecer toda la información necesaria. Si es pertinente, se programará una primera visita para realizar una valoración inicial del problema.

La asignación de un sobrenombre contribuirá a preservar su identidad. Antes de la primera visita, se procederá a la firma del documento de aceptación de entrada al programa, por el que acepta seguir las indicaciones de su terapeuta y que compromete al PAIMM a procurarle la asistencia y los servicios necesarios para conseguir una recuperación adecuada.

 

El apoyo a los colegas no puede basarse en el encubrimiento de situaciones de riesgo. No actuar no ayuda nada; es, de todas, la peor opción posible.

La confianza y la complicidad entre iguales, así como la exigencia profesional, son la base para aconsejar al compañero enfermo y comentarle la existencia de servicios especializados y confidenciales como los de PAIMM.

Es importante que el compañero pueda conocer el programa, su filosofía y características, porque posiblemente esto favorecerá la confianza para dar el primer paso. En este sentido, sugerirle que acceda a la página web del programa (paimm.fgalatea.org) puede resultar eficaz para posteriormente contactar telefónicamente con el 93 567 88 56.

 

Es importante intentar convencer al médico enfermo de la necesidad de conocer el PAIMM y contactar telefónicamente con el programa –93 567 88 56– lo más rápidamente posible.

Sin embargo, puede persistir la negativa a recibir atención especializada, lo que aumenta el riesgo de mala praxis, e incrementa también los riesgos sobre la propia salud, con afectación del entorno laboral y familiar. Por lo tanto, es conveniente recordar el deber, según el Código Deontológico (artículo 101 y 102) que tiene cualquier médico conocedor de la situación del médico enfermo de comunicar el caso al secretario del colegio de médicos correspondiente.

 

A raíz de la naturaleza de las enfermedades que se tratan en el PAIMM, aún resulta más difícil que la relación con el paciente sea la adecuada. Los contactos informales en los pasillos o los contactos telefónicos ocasionales, las incomparecencias en la consulta y el incumplimiento de las prescripciones e indicaciones terapéuticas hacen que el tratamiento, en la mayoría de casos, resulte poco eficaz o incluso contraproducente.

Aconsejamos, por lo tanto, que si eres médico de un médico enfermo establezcas desde el principio unas condiciones, unos criterios y un rigor que hagan sostenible la relación médico-paciente. Si incluso de esta manera el médico enfermo no colabora en esta línea, y acaban surgiendo dudas importantes sobre los riesgos en su praxis, deberás comunicarlo al secretario del colegio de médicos correspondiente.

 

La financiación procede del concierto entre la Fundación Galatea, el Cat Salut y los colegios de médicos de Cataluña para atender a los profesionales colegiados y en activo.

La financiación para médicos colegiados en el resto del Estado se realiza mediante la participación del Departamento de Salud de la comunidad autónoma, el colegio de médicos correspondiente y la Fundación para la Protección Social de la Organización Médica Colegial.